El Presidente de la República, Nayib Bukele, condenó que el órgano legislativo haya suspendido las facultades al Ministerio de Salud, para poder atender de la mejor manera la pandemia del Covid-19.

Contrario a otros países, en El Salvador el Ministerio de Salud es un mero administrador de hospitales, y no puede tener mayor incidencia para poder bajar la curva de contagios.

Este día la Comisión Política de la Asamblea Legislativa realizó un estudio para poder determinar sí el país necesita un régimen de excepción, solicitado por el Ejecutivo, ante el incremento de casos y para bajar la curva de contagios.

El presidente de la República condenó el atraso que genera la Asamblea Legislativa en la toma de decisiones oportunas ante la pandemia.

Esta nueva solicitud de régimen de excepción por 15 días incluye la suspensión de tres garantías constitucionales: la libertad de reunión, la libertad de tránsito y la libertad de inamovilidad de residencia, con la intención de frenar la transmisión en el país la cual se encuentra en la fase III de contagios local.

Show CommentsClose Comments

Leave a comment